niños

Aprovechamos al máximo los últimos días en el campa, ¡volvemos el año que viene!

Día 10 – Los Chatarreros (El Día Guarro)

Hoy es uno de esos días en los que podamos decir que la limpieza brilla por su ausencia y aprendemos a apreciar los bienes más pequeños, los enseres con los que normalmente comemos como una simple servilleta o los tenedores, y hasta lo importante que puede ser el agua en algunas ocasiones: ¡Es el «día guarro»! Uno de los momentos más esperados del campamento y que ya se ha convertido en tradición, en el que la diversión reside en ensuciarnos lo máximo posible. ¡Y vaya si lo conseguimos!

Día 11 – Los Salvadores

Ya estamos en la recta final y nuestro Salvadores pueden aparecer de un momento a otro, pero cuidado, no todos son lo que parecen y algunos vienen a destruir todo lo que hemos creado durante estos días.  A lo largo del día han ido apareciendo personas que nos han ofrecido salvarnos a cambio de algo. Cuando nos proponían el trato, debíamos identificarles y saber si realmente nos estaban diciendo la verdad. ¡No queríamos aliarnos con la persona equivocada!

 

 

Después disfrutamos de la compañía de unos preciosos animales: ¡estuvimos montando a caballo! Todo gracias a la generosidad de los trabajadores de la Granja Santa Catalina y a Princesa, Chocolate y Lía, ¡que se portaron genial con nosotros!

 


 

Como en todos los campamentos, esta vez no iba a ser menos, así que después del atardecer llegó la terrorífica Noche de Miedo. No cabe duda de que hoy más de uno ha tenido que buscar el antídoto después del ataque zombie. Pero tranquilos, ¡seguimos todos sanos y salvos!

 

Día 12 – Alejandría

Por fin hemos recibido una gran noticia: ¡se ha descubierto la cura contra el virus y todos estamos a salvo! Esto se merece una celebración por todo lo alto, así que has sido un día lleno de juegos deportivos que ha culminado en una gran carrera llena de color, una Holi Run. Y si hacer deporte ya es divertido, ¡cuando acabas lleno de todos los colores del arcoíris lo es aún más!

 

ç


 

Además, hemos realizado un gran mural donde hemos evaluado lo que nos ha parecido esta experiencia que hemos podido vivir durante tantos días. Hemos escrito en un papel nuestras impresiones, quejas, sugerencias y consejos para el año que viene. Lo hemos decorado con nuestras propias manos y luego lo hemos inmortalizado. Después de todas las emocionantes actividades, hemos empezado a hacer las maletas con mucha pena, ¡pero todavía quedaba nuestra fiesta final! Música, bailes y mucha emoción nos han acompañado en la última noche del campamento, ¡nuestros chicos y chicas son unos artistas! Además, aún quedaba una última sorpresa: ¡unas camisetas súper chulas al más puro estilo zombie!

 

Día 13 – Vuelta a casa

Después de un buen desayuno, terminamos de recoger y nos preparamos para volver a casa. Con una camiseta de recuerdo y muchas nuevas experiencias nos despedimos por este año, pero que nadie se ponga triste, ¡que volvemos el año que viene!

 

 

¡Muchas gracias a nuestros colaboradores!

Tags

¡La diversión continúa en el Campamento Murialdo 2019!

Día 7 – La Terminal

Se sabe de un lugar donde podemos ponernos a refugio de todos los zombies, una especie de templo cuyo nombre es «La Terminal». Hay que hacer lo posible por encontrarlo, así que nos emplearemos a fondo en las diferentes pruebas, juegos y talleres para llegar a este refugio. No siempre es fácil luchar contra las inclemencias atmosféricas y el tiempo de este día nos lo puso bastante difícil: hubo una gran tormenta, por lo que tuvimos que seguir con otras alternativas, pero aún así hemos podido seguir disfrutando al máximo del día a día.

Por un lado, los pequeños hemos hecho un juego de diferentes pruebas como la gallinita ciega, los aros, dientes, ratón y gato o el escondite inglés, y por la tarde hemos decidido hacer y construir utensilios que pueden servirnos para la defensa. Por otro lado, los mayores hemos seguido caminando, en este caso la ruta ha sido de Oville a Boñar. Tenemos que hacer mención especial a José encargado del bar del pueblo de Oville el cual ha mostrado una gran generosidad y amabilidad con todos nosotros ofreciéndonos sus terrenos, huertos, agua, cobijo y todo lo que nos hiciese falta para que nuestra estancia y pernocta en este pueblo fuese lo más apacible y tranquila posible. Hemos disfrutado con la gente de estos pueblos y hemos visto cómo se desbordan en generosidad y amabilidad. Mención especial también especial los encargados del bar El Soto de Boñar, los cuales han permitido que con la tormenta que nos ha sorprendido haya sido posible cenar y dormir tranquilos. Muchísimas gracias de corazón a esas personas que de manera altruista ofrecen todo lo que tienen al paso de campamentos. Esas personas de esta España rural vaciada siguen dando lecciones de vida ejemplo de generosidad y buenos valores.

 

Día 8 – El Infiltrado

Cabe una gran posibilidad de que tengamos un zombie infiltrado con grandes dotes y muy inteligente, ya que ha contagiado a varios de nosotros. Tenemos que averiguar quiénes son y para ello realizaremos una serie de pruebas y juegos para salir de la incertidumbre y así poder poner en cuarentena a esos zombies y conseguir curarlos.

Los pequeños, después de haber llevado a cabo todas nuestras tareas de limpieza de patio, recogida del comedor y mejora de aseos, hacemos la primera prueba del día: un test para detectar a las personas contagiadas y un circuito de relevos con diferentes pruebas. Por la tarde llevamos a cabo un taller para hacer nuestra propia masa slime, ya que los científicos dicen que es el cebo perfecto para los zombies porque les encanta. Por la noche el tiempo ha mostrado de nuevo su cara más fea, pero aún así nos ha permitido llevar a cabo la velada. Los mayores están terminando su último día de rutas de Boñar, han pasado por Valdepielago y han terminado coronando y siendo recibidos por los más pequeños. El agotamiento  y el cansancio se pueden apreciar en sus rostros y en su aspecto, pero aún así es estamos contentos de volver a estar todos juntos de nuevo.

 

Día 9 – El Reino

En este día se realizan actividades que tienen que ver con la defensa del campamento o, como nosotros lo llamamos, el “reino”, el cual hemos ido creando durante los últimos días. El objetivo es encontrar una cura para el virus zombie y para ello los pequeños genios han hecho una gymkhana en la que a través de pistas, hemos encontrado los ingredientes que se necesitan para crear la cura. Después en el taller hemos creado nuestro propio libro del virus zombie con los ingredientes encontrados durante la gymkhana.

Los mayores hemos puesto en práctica nuestro ingenio y habilidad mental para hacer una serie de juegos. El taller se monta para trabajar los estereotipos, y se ve claramente que se trata de un grupo muy maduro a la hora de reflexionar sobre ciertos temas. Por último, en la velada ha tenido lugar un juego nocturno en el que hemos puesto en práctica la estrategia y habilidad adquirida durante el día. ¡En este campamento no dejamos de aprender y pasárnoslo genial!

 

 

 

¡Muchas gracias a nuestros colaboradores!

Tags

Seguimos disfrutando del Campamento Murialdo 2019

Día 4 – Los Recolectores

Como cada mañana empezamos con unaa pequeña motivación y el encuadre de la jornada. Por un lado, los pequeños realizan un juego de diseño de camisetas y caracterización de zombies, mientras que el grupo de mayores se afana en encontrar y juntar víveres, ingredientes y utensilios para realizar una receta a lo largo del día. Como en cualquier comunidad en la que los recursos pueden escasear y ser mínimos, todos aprovechan lo que la propia naturaleza les puede ofrecer, auque en estos casos nunca falta un poco de comida y un plato en la mesa.

A lo largo de la tarde, buscando la sombra en este calor inusual en La Vecilla, cada grupo se pone manos a la obra y elaboran diferentes platos que luego en degustan en la merienda. Los pequeños realizan platos decorados con temática tétrica, y los mayores se ponen a los fogones con un nivel culinario propio de la alta cocina. En las fotos podéis ver el resultado, ¡vais a alucinar!

 

 

Día 5 – El Hospital

El Hospital consiste en hacer diferentes dinámicas con el objetivo de valorar la importancia de los primeros auxilios, los medicamentos, la cooperación y la ayuda en situaciones extremas. Hoy los mayores se van de ruta y los pequeños se quedan solos sabiendo lo importante que es el apoyo de sus amigos, hermanos y compañeros que les protegen. Los mayores parten dirección a Valdorría, una ruta que llega a la ermita de San Froilán. Al pasar por la campa han podido ver con sus propios ojos cómo las personas de este lugar en algún tiempo se tuvieron que defender a disparos desde trincheras y ventanas hechas en la roca. Todos han sido conscientes de que el sacrificio a veces es bueno para poder apreciar las pequeñas cosas de la naturaleza y la vida misma…

 

Día 6 – El más zombie

Los más pequeños siguen demostrando que «el miedo no existe» y para ello hacen juegos donde ganan puntos para ver quién es el más y mejor zombie. Siguen preguntando por los mayores, que están entre montañas, aprovechando los descansos del río Curueño para darse unos buenos chapuzones entre Nocedo y las Hoces de Vadeteja.

 


 

¡Muchas gracias a nuestros patrocinadores!

Tags

Campamento Murialdo 2019: ¡Empieza la aventura!

Arrancamos una nueva aventura con el Campamento Murialdo 2019 en La Vecilla con muchísima ilusión. Tenemos un montón de sorpresas preparadas para que niños y niñas se lo pasen en grande a la vez que aprenden y disfrutan de la naturaleza. ¡No os las perdáis!

Día 1 – Rumbo a La Vecilla

Con las maletas preparadas, muchas ganas y un largo viaje por delante, nos montamos en el autobús rumbo a La Vecilla, donde las instalaciones ya están preparadas para acogernos durante los próximos días.

 

Día 2 – La Defensa

El segundo día, como ya es casi tradición, organizamos juegos deportivos con pequeños y mayores. Los pequeños disfrutaron jugando a «Atrapa la Bandera», mientras que los mayores hicieron un juego de supervivencia con varias pruebas de orientación, interpretación de mapas, recolección y cooperación para aprender a sobrevivir en la naturaleza. ¡Todos se lo pasaron genial!

Después todos disfrutamos de un chapuzón en la poza por la tarde y realizamos varios talleres: Los pequeños realizaron unos atrapasueños preciosos y los mayores aprendieron a construir cabañas en el campo. Para terminar el día después de que todos se ducharan, organizamos una velada con una gymkhana con varias pruebas de supervivencia.

Día 3 – Simulacro

Es el día de la ruta conjunta y nos vamos todos a Montuerto. Es una ruta pequeña de 8 kilómetros con unas vistas preciosas, y termina en una zona de baño recreativa en la población de Montuerto. El paseo fue muy chulo, aunque sin duda lo más divertido fue el refrescante chapuzón al llegar a nuestro destino. Cuando volvimos al campamento, hicimos una velada y terminamos el día leyendo el buzón y cantando el himno. ¡Fue un día genial disfrutando de la naturaleza!

 

 

¡Muchas gracias a nuestros colaboradores!

Tags

¿Por qué es tan importante el deporte para los niños/as?

El deporte es un hábito muy saludable que se debe inculcar en los niños y niñas desde pequeños, pues es en la infancia cuando despertará su curiosidad y podrán adquirir la afición por el deporte. Desde la primera infancia es innato que los bebés intenten agarrar objetos o mover las manos, y hacer actividades deportivas les irá ayudando a desarrollar sus habilidades psicomotrices y a mejorar aspectos como el equilibrio o la coordinación, favoreciendo que crezcan sanos.

El deporte transmite muchos valores que ayudaran a los más pequeños en la vida cotidiana. Hay que tener en cuenta que los valores son conductas adaptativas, es decir, se educan, no se tienen de nacimiento, de ahí la importancia de hacer un esfuerzo entre profesores y padres para que los niños aprendan valores como el trabajo en equipo, la generosidad o el saber perder. Y es que el deporte es la herramienta perfecta para transmitir muchos valores mientras los niños se divierten y que le serán de utilidad en muchas otras facetas de la vida: compromiso, esfuerzo, perseverancia y humildad, entre otros.

¿Sabíais que la inteligencia y el movimiento están relacionados?

La etapa más importante de la vida es la que engloba los primeros años desde que nacemos, o sea, cuando somos bebés o durante la infancia, pues es cuando empezamos a conocer el mundo, descubrir nuestras habilidades tanto físicas como psicológicas, desarrollamos nuestra personalidad y crecemos en todos los aspectos. Hay estudios que afirman que mediante el deporte los niños empiezan a pensar de manera crítica y a solucionar sus problemas. Por eso, las clases como educación física o actividades deportivas extra-escolares son fundamentales a la hora de desarrollarnos como personas, ya que además de mejorar nuestras cualidades físicas, promueven el sentido de la amistad, la solidaridad y el juego limpio, enseñándonos a respetar a los demás. De ahí que el desarrollo de la inteligencia esté relacionado con la movilidad y el deporte, entre otras cosas.

Por otro lado, los niños y niñas a través del deporte se pueden dar cuenta del valor de las cosas y el sacrificio y esfuerzo continuo que conlleva para conseguir una meta. Es recomendable, por tanto, que si les gusta un deporte les animemos a hacerlo y procuremos que disfruten realizándolo. Si, por contra, no les entusiasma ningún juego deportivo, podemos intentar mostrarle otros deportes, practicar alguno con ellos en nuestro tiempo libre o jugar a juegos que supongan correr o moverse como el pañuelo o simplemente saltar a la comba. Todo ello intentando que disfruten y se lo pasen bien, pues es la manera de que a la larga les resulte más fácil y sean ellos los que quieran practicar alguna actividad deportiva.

Además, enseñar a los niños que el deporte no es una obligación, sino una forma de ocio, fomenta que busquen un ocio saludable y alternativo cuando sean más mayores. Por eso, aparte de las horas deportivas que impone el colegio, es fundamental que en casa también busquemos un hueco para realizar actividades deportivas como montar en bicicleta, hacer senderismo por el campo, juegos en el parque, o incluso en épocas de calor realizar juegos en la piscina como volley o el famoso 1-X-2.

¿En qué aspectos beneficia el deporte en los niños?

La mayoría de personas tenemos la mentalidad de apuntar a los niños a clases de deporte para que se diviertan, pero la actividad deportiva aporta mucho más que eso. Esta aportación la podemos dividir en cuatro partes: la parte física, la parte psicológica y emocional, la parte educativa y social, y la parte de diversión y ocio.

Desarrollo físico: Como hemos dicho anteriormente, los juegos deportivos ayudan a desarrollar numerosas habilidades físicas como la coordinación, el equilibrio, la fuerza o la elasticidad. Todo esto favorece un correcto desarrollo del organismo para que niños y niñas crezcan sanos, evitando problemas muy habituales en la sociedad actual como la obesidad infantil.

Desarrollo psicológico y emocional: Los juegos y actividades deportivas ayudan a chicos y chicas a pensar rápidamente evaluando las opciones y a tomar una decisión en el momento para solventar los obstáculos que se encuentran. Por ejemplo, si vamos a hacia la canasta jugando al baloncesto y un jugador del otro equipo nos intercepta valoramos nuestras opciones (tirar a canasta, hacer una finta o pasar a un compañero) y decidimos en cuestión de milésimas de segundo. También les ayuda a aprender a gestionar, controlar y canalizar sus emociones a muchos niveles: los nervios, la frustración, la euforia, el enfado, etc., y libera endorfinas, favoreciendo que sean más positivos, estén más felices y tengan una mayor autoestima.

Aprendizaje educativa y social: Como decimos al principio del artículo, el deporte inculca una serie de valores muy beneficiosos para niños y niñas en muchos aspectos de su vida, como el respeto, la confianza en uno mismo o el esfuerzo. Además, aprenden la importancia de cumplir las normas, de trabajar en equipo valorando las cualidades de cada persona, a tener paciencia a la hora de conseguir llegar a sus objetivos y a valorar lo que se obtiene. Todo esto normalmente se enseña en las aulas, pero donde realmente se aprende es cuando lo tienen que poner en práctica, y son valores que el ayudarán mucho a la hora de relacionarse en sociedad durante toda su vida.  Así, los juegos deportivos ayudan a niños y niñas a sociabilizar y hacer amigos, a apoyarse unos a otros y a crear espíritu de equipo.

Diversión y ocio: Por supuesto, ¡el deporte es súper divertido! A niños y niñas les suele encantar jugar y hacer deporte, se lo pasan genial con sus amigos y disfrutan al máximo de las actividades.

Por todo esto, en la Asociación siempre intentamos fomentar el deporte entre nuestros chicos y chicas, buscar actividades deportivas que les gusten y les llamen la atención y que no lo hagan obligados, sino porque realmente les motivan y tienen ganas de practicarlas. ¡Y ellos se lo pasan pipa! 😉

Tags

Nuestros chicos y chicas de PAAE nos cuentan su experiencia en las clases

El Programa de Acompañamiento y Apoyo Escolar (PAAE) es un programa de apoyo escolar en centros públicos de Educación Infantil y Primaria que pretende mejorar los índices de éxito escolar en determinados centros que escolarizan alumnos en situación de desventaja social, pertenecientes a familias con escasos recursos. De esta manera, damos la oportunidad de que cualquier […]

Tags

¿Sabías que existe la adicción a la tecnología?

En la actualidad, el teléfono móvil, las tablets y los ordenadores se han convertido en una parte imprescindible de nuestro día a día. Esto no solo afecta a personas adultas, sino a niños desde muy pequeños a tener el control sobre las tecnologías, y muchas veces sin control del uso o del tiempo que le dedicamos a ellas. Esto puede derivar en problemas que a priori no pueden parecer graves, pero que repercuten negativamente en los comportamientos en la infancia y adolescencia.

Desde la Asociación, somos conscientes de la importancia de identificar y solventar este tipo de problemas, por lo que asistimos a un taller de herramientas para trabajar el uso abusivo de las nuevas tecnologías de los Servicios de Atención Adicionales de las Tecnologías de la Dirección General de la Familia, para poder aprender cómo afectan a los niños y de qué manera se pueden controlar o solucionar.

Una cosa tenemos clara y es que Internet ha cambiado nuestras vidas de manera innegable, llegando a la conclusión de que nos resulta difícil incluso estar un día sin el uso de alguna tecnología. Cuando este comportamiento se lleva al extremo y no podemos estar sin el móvil o la tablet,  hablamos de dependencia. Afecta más a adultos, pero cada vez se producen más casos en niños pequeños: uno de cada cuatro sufren trastornos de conducta o personalidad por causa de las tecnologías. Esto se debe a que casi un 50% de los niños menores de catorce años tienen un teléfono móvil propio, lo que provoca una dependencia mas temprana y crearse una vida paralela al exterior. Y lo grave de esta situación es que la gran mayoría no sabe que tiene dicho trastorno, o  no lo ven algo «tan grave» como para considerarlo como tal.

En el principio y durante la adolescencia, es muy importante el control de las tecnologías y de la conducta del niño/a, ya que en esta etapa el ser aceptado por los compañeros de clase y amigos es lo principal de su vida y es esencial para que se sientan cómodos con ellos mismos. Por ello, las tecnologías suelen usarse  para aparentar entre unos y otros y sentirse especial ante el resto, intentando mostrar en las redes un escaparate de su vida que muchas veces no corresponde con la realidad. Además, es una etapa difícil por que todos tienen el miedo a no encajar y ser rechazado, por lo que muchos jóvenes se encierran en sus tecnologías para sentirse en cierto modo abrigados por ellas y no sentirse solos.

Para intentar prevenir este aumento de dependencia de tecnología en los niños/a, en el taller nos dieron unas pautas para controlarlo de manera indirecta y detectar este uso abusivo de las tecnologías en niños y adolescentes. Se puede apreciar que alguien es dependiente de la tecnología cuando mira el móvil constantemente, se pone nervioso cuando no puede acceder a él, tiene comportamientos agresivos si se lo quitan, le crea ansiedad no tenerlo cerca, deja de lado otras actividades importantes para conectarse a Internet, se aísla socialmente, pierde la noción del tiempo, miente en relación a la red o para poder conectarse, etc.

Ante este tipo de comportamientos, lo ideal es limitar el uso de las nuevas tecnologías, fomentando las relaciones con las personas cara a cara y las actividades sociales como juegos o talleres. Animar a los niños y niñas a tener otras aficiones al aire libre o practicar deporte también es una buena zona de desconectar de móviles y demás dispositivos, o ofreciendo otras actividades alternativas como la lectura o juegos. Todo ello siempre se debe hacer de manera positiva, reforzando la comunicación y el diálogo y enfocando la tecnología de modo educativo.

En casa es muy importante colocar una zona común donde se sitúe el ordenador, para así controlar horarios de todos los miembros de la casa y no dar la opción de tener su propio ordenador en su cuarto. De esta manera también, es más fácil conocer dónde navega el niño/a y ayudarle en las dudas que pueda tener. También se deben limitar los contenidos a los que los menores tienen acceso, y pactar las horas de uso, evitando su uso durante las comidas. Otra medida a tener en cuenta, es controlar el tiempo que pasa el adulto con dichas tecnologías, es decir, no se puede inculcar unas medidas para controlar el uso de las tecnologías para los niños y luego que ellos vean a los mayores que viven pegados al teléfono móvil o el ordenador, ya que es algo antagonista a lo que quieres trasmitir.

Todos somos conscientes que la tecnología es un gran avance de la humanidad y que va a pasos agigantados. En muchos aspectos nos hace la vida más fácil y no se trata de prohibir su uso, sino de aprender a usarla correctamente y hacerlo con el debido control, especialmente con menores.

Tags

¡Hasta el infinito y más allá!

El universo es fascinante: los planetas tan diferentes entre sí, las estrellas que nos envían su luz a millones de años luz de distancia, esos pequeños meteoritos que se convierten en deseos al cruzar la atmósfera… Levantar la vista al cielo es importante para conocer la inmensidad que nos rodea y descubrir que no todo se reduce a nuestro planeta, sino que nuestra existencia tal y como la conocemos tiene mucho que ver con el universo.

Por eso, para que nuestros chicos y chicas aprendieran un poquito más sobre los cuerpos celestes, organizamos una excursión al Planetario, donde visitamos las exposiciones y vimos la proyección del «Cielo de Cloe». Fue una excursión muy interesante, donde los objetos que se mostraban en la exposición despertaron la curiosidad de todos. Además, hicimos un repaso de los diferentes cuerpos que se pueden encontrar en el firmamento:

Galaxia: Una galaxia es un enorme conjunto de estrellas, polvo, planetas, materia oscura, energía y gas unidos en una estructura más o menos definida gracias a la gravedad. Hay cientos de billones de galaxias en el Universo, y nosotros estamos en la galaxia espiral llamada Vía Láctea.

Sistema Solar: El Sistema Solar está formado por el Sol y todo lo que orbita a su alrededor: los 8 planetas y sus correspondientes lunas, y numerosos asteroides y cometas. Está dentro de la Galaxia Vía Láctea y es donde nosotros vivimos.

Estrellas: Las estrellas son esos puntitos brillantes que vemos en el cielo, sobre todo cuando nos alejamos un poco de la ciudad. Las estrellas, aunque las veamos como pequeños puntitos de luz, son enormes esferas de gas muy caliente que producen su propia luz y energía mediante la fusión nuclear. Nuestra estrella es el Sol. Una curiosidad  es que las estrellas a veces están tan lejos que, aunque se hayan apagado, su luz sigue llegando a la Tierra y nosotros seguimos viéndolas en el cielo aunque ya no estén. Lo mismo pasa con estrellas que acaban de aparecer, ya existen pero aún no podemos verlas porque su luz no ha llegado hasta nuestro planeta.

Constelaciones: Desde la Tierra, podemos unir las estrellas como en un dibujo de puntos formando constelaciones. Estas constelaciones son grupos convencionales de estrellas que se mantienen más o menos invariables y que las civilizaciones antiguas decidieron unir mediante trazos imaginarios para crear siluetas virtuales sobre el cielo. Una de las constelaciones más famosas es la Osa Mayor, que tiene forma de carro y es visible durante todo el año en el hemisferio norte.

Planeta: Un planeta es un cuerpo celeste sin luz propia que gira formando una órbita alrededor de una estrella. Dentro del Sistema Solar, hay 8 planetas que giran alrededor del Sol: Mercurio, Venus, Tierra (donde nosotros vivimos), Marte, Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno.

Satélite: Es un cuerpo celeste sin luz propia que orbita alrededor de un planeta. La Tierra tiene un satélite que es la Luna.

Meteorito: Los meteoritos son meteroides o pequeñas partículas que entran en contacto con la atmósfera de un planeta como la Tierra y entonces se calientan y empiezan a irradiar luz, formando una bola de fuego o meteoro. Los meteoros son lo que normalmente conocemos como estrellas fugaces, pues cruzan el cielo como una bola de luz.

Cometa: Un cometa es un cuerpo celeste compuesto de hielo, polvo y roca que orbita alrededor del Sol en diferentes trayectorias. Forman parte del Sistema Solar junto con asteroides, planetas y satélites.

Estos son algunos de los conceptos que aprendimos en el Planetario y que nos ayudaron a comprender dónde se encuentra la Tierra y por qué ocurren fenómenos como el día y la noche. Esto se debe a que la Tierra hace un movimiento de rotación que dura 24 horas y que es el que da lugar al día y la noche. Además, también hace un movimiento de traslación en el que nuestro planeta gira alrededor del Sol en una órbita elíptica que dura algo más de 365 días, razón por la cual existen los años bisiestos de 366 días cada 4 años.

Lo mejor es que esto sólo es un poquito de todo lo que se puede aprender sobre el universo y los cuerpos celestes, un ámbito sin duda muy interesante y que ha despertado el interés de las personas desde civilizaciones como los griegos o los romanos. Así que os animamos a alejaros un poco de las intensas luces de la ciudad de vez en cuando y levantar la vista al firmamento en busca de estrellas fugaces y constelaciones. ¡Es increíble!

Tags

¡Nos vamos a plantar árboles a la sierra!

En la Asociación Murialdo conocemos la necesidad cuidar el medioambiente, y creemos que es muy importante incluir en la formación de nuestros chicos y chicas la educación medioambiental. Por eso nos encantó que la Asociación Reforesta nos invitara a la Sierra de Madrid a realizar una divertida actividad medioambiental: ¡estuvimos plantando árboles!

En la Sierra de Guadarrama hay una zona que ha quedado medio desértica debido a la acción humana, cambiando totalmente su apariencia. Sin embargo, es un territorio que ha sido declarado Parque Nacional, por lo que debemos mejorar y preservar su ecosistema. A través de la repoblación de árboles, se pretende regenerar la vegetación autóctona que se ha perdido a lo largo de los años, y aumentar la diversidad de especies de árboles plantadas (enebros, robles, madroños, encinas, escaramujos…), para que fortalezcan el bosque y den refugio y alimento a la fauna que habita en la sierra.

Y esa es la zona donde nosotros aportamos nuestro granito de arena para la repoblación, además de realizar una actividad educativa, lúdica y medioambiental de manera totalmente gratuita. Este tipo de experiencias son además muy beneficiosas para los chicos y chicas del Servicio de Prevención, pues rompen con la rutina habitual y nos ayudan a trabajar con ellos otros valores y fomentar el desarrollo de otro tipo de habilidades:

Desarrollo de la seguridad y la autonomía.

En los entornos naturales los niños normalmente tienen una mayor independencia que en la ciudad, les ofrece estímulos con los que los niños pueden interactuar en un espacio abierto, dándoles sensación de libertad pues tienen la capacidad de moverse más libremente. Esta autonomía suele despertar mayor interés y curiosidad por lo que nos rodea, permitiendo que cada niña o niño siga su propio ritmo y mejorando la autoestima y la capacidad de adaptación.

Desarrollo de la psicomotricidad.

En el campo normalmente es más difícil moverse, pues encontramos más obstáculos en el camino. Además, los niños normalmente se sienten atraídos por estímulos como trepar a un árbol, saltar un río, subirse a una piedra… Este tipo de actividades estimula el desarrollo de habilidades psicomotrices, pues los niños trabajan cualidades como el equilibrio, la coordinación o la fuerza.

Aprendizaje cognitivo y emocional.

Tocar, ver, oír, oler… El hecho de interactuar directamente con el medio permite que el aprendizaje sea más concreto, por ejemplo, no hablamos de norte o sur en modo abstracto, sino vemos que podemos reconocer el lado norte de un árbol porque tiene musgo. Así, el contacto con la naturaleza favorece el desarrollo intelectual pues los estímulos y sensaciones que recibe el niño a la hora de aprender hacen que lo que aprenden vinculado a esas experiencias se grabe más fácilmente en su memoria. Además, estas experiencias y estímulos también despiertan una serie de emociones en los niños, que aprenden valores como la tolerancia, la frustración, la empatía o la responsabilidad, desarrollando una relación de respeto y beneficio mutuo. La serenidad y la calma necesarias para la observación de la naturaleza disminuyen el estrés y el nerviosismo que pueden afectar a los niños y niñas que viven en la ciudad. Así, el contacto con la naturaleza ayuda a desarrollar habilidades de aprendizaje y una serie de competencias que les serán muy útiles en el futuro.

Vida saludable.

El contacto con un entorno natural combate uno de los problemas de la sociedad actual, el sedentarismo, animando a los niños a explorar y moverse por el espacio. Así, los niños que se relacionan con la naturaleza tienen menos posibilidades de sufrir obesidad, déficit de atención o desórdenes del sueño. Además, el entorno natural favorece la producción de endorfinas, lo cual mejora el estado de ánimo y disminuye el riesgo de padecer trastornos como depresión, ansiedad o estrés.

Inclusión social.

En los últimos tiempos, la posibilidad de ir al bosque o la montaña se ha convertido en otro signo de desigualdad social. No todas las familias tienen la posibilidad de ir habitualmente a pasar el día a la naturaleza, por lo que es importante trabajar para que todo el mundo pueda disfrutar responsablemente de la naturaleza. Por otro lado, los entornos naturales normalmente son escenarios igualitarios donde es más difícil encontrar condiciones que discrimine a algunos niños o niñas. Además, estos escenarios suelen propiciar la creación de relaciones de colaboración, de trabajo en equipo, disminuyendo la agresividad.

Estas son sólo algunas de las habilidades que se pueden trabajar en un entorno natural, por lo que no hay que olvidar la importancia de que los niños y niñas de hoy en día mantengan una estrecha relación con la naturaleza aunque vivan en la ciudad. Y además de todo esto, estuvimos ayudando a repoblar una zona con árboles, por lo que fue un día muy beneficioso tanto para la naturaleza como para nuestros chicos y chicas. Por eso, agradecemos de corazón a la Asociación Reforesta por brindarnos la oportunidad de vivir una experiencia tan divertida y educativa. ¡Esperamos poder repetir pronto!

Tags

Vivimos intensamente los últimos días del campamento. ¡Hasta el año que viene!

Día 10 – Día de la escultura, ¡y de la Gymkhana Guarra!

Los pequeños nos reunimos como el resto de días después del desayuno para hablar sobre el tema central del día: ¡hoy toca la escultura! De esta forma hemos podido reconocer y representar estatuas famosas y esculturas monumentales. ¡Somos unos artistas!

Por otro lado, los mayores hemos formado la palabra MURIALDO con nuestros propios cuerpos. Además de ser divertido, ¡ha quedado súper chulo!

Como ya es tradición en el campamento de Murialdo, a la hora de comer arranca nuestro día guarro, sin cubiertos ni servilletas. ¡Cómo nos hemos puesto con los espaguetis! Después todos juntos, pequeños y mayores, hemos participado en la gran Gymkhana Guarra formada por un montón de pruebas, donde el objetivo principal era, cómo no, ¡mancharnos todo lo que pudiéramos!

Día 11 – Día del Teatro

Cada vez quedan menos días para finalizar el campamento, ¡pero continuamos pasándonoslo genial y viviendo aventuras increíbles! Por la mañana, los mayores estuvieron realizando un taller creando cubos de cartulina que representaban el acoso escolar. Después, gracias a la generosidad y hospitalidad de todos los trabajadores del camping Santa Catalina, ¡hemos podido montar a caballo! Princesa, Chocolate y Lía se portaron muy bien y fue genial disfrutar de un paseo con ellos. ¡Una experiencia muy agradable y divertida para todos!

Para finalizar el día y coincidiendo con el eclipse lunar, nuestro campamento se ha tornado un poco oscuro, y algunos de los monitores han sido controlados por maléficos personajes en la esperada noche del terror. ¡Qué gritos se escuchaban! Eso sí, hemos sido muy valientes y hemos conseguido rescatarlos a todos.

Día 12 – Día de la música

Nos despertamos, como todos los días, con mucho ritmo. Yes que la música nos acompaña en la mayoría de los momentos más importantes, por eso, en el campamento de Murialdo le hemos dedicado un día entero de juegos y dinámicas muy divertidas.  Por ejemplo, los mayores creamos nuestros propios instrumentos con material reciclado. ¡Nos quedaron genial!

Luego tuvimos la oportunidad de reflexionar sobre estos días, dar nuestra opinión y hacer propuestas sobre lo que nos gustaría mejorar a cada uno. ¡Escuchamos todas las sugerencias y las tenemos en cuenta para seguir mejorando año tras año!

Después de cenar y para celebrar la última noche como merece, hemos organizado el gran concurso de Got talent, donde cada grupo ha organizado diferentes actuaciones: cantar, bailar, contar chistes… ¡Cuánto talento hay en el campamento!

Para terminar la fiesta, se ha hecho entrega de los diplomas y de la camiseta del Campamento Murialdo 2018.

Día 13 – Vuelta a casa

Hoy es el último día en el campamento de la Vecilla y después de un gran desayuno emprendemos el camino de vuelta a casa. Nos despedimos entre una mezcla de sentimientos encontrados: tristezas, alegría, emoción… Nos gustaría que no se acabara nunca, pero también tenemos muchas ganas de ver a nuestras familias y contarles todos los momentos inolvidables que hemos vivido juntos. ¡Nos vemos el verano que viene!

Tags